Néstor Ayala: “Sueño con retirarme en Tigre”

Esta vez fue el turno de Néstor Ayala, delantero paraguayo del cual quizás no muchos se acuerdan. Corpulento y goleador. Llegó a Tigre en 2007 de la mano de Diego Cagna y se guardó en el bolsillo al hincha Matador a base de goles y sacrificio en los partidos importantes. 15 goles en 57 partidos. Después de eso tuvo pasos por Ecuador, El Salvador, de nuevo en Argentina (San Martín de San Juan) y en Paraguay, su tierra natal y donde hasta hoy en día sigue jugando a los 36 años. Pero la mayoría lo recuerda por su paso en Victoria.

En esta entrevista exclusiva con Luciano García Dresch, Wanchope, como suelen decirle, charla sobre todo y recuerda con una sonrisa su paso por Tigre.

 

-¿Que fue de tu carrera futbolística? Lo último que se pudo saber de vos fue que te fuiste de Resistencia Sport Club (club del ascenso paraguayo) en 2017…

-Sigo jugando al fútbol todavía. Es mi pasión y todavía no quiero retirarme. Hace dos años que salí de Resistencia y ahora sigo jugando en la Segunda División de Paraguay pero en un equipo del interior. Estoy en el Atyra Futbol Club, un club que ascendió hace un año.

-Tenés cuerda para rato entonces…

-Por ahora sí. Por suerte, a mis 36 años, todavía nunca tuve una lesión grave. Mi “cuerpito”, como le decimos aquí en Paraguay, sigue respondiendo de la mejor manera. Gracias a mis amigos y a mi familia que me apoyan todavía puedo seguir vigente en el deporte.

-A lo largo de tu carrera jugaste en cuatro clubes de El Salvador, una liga algo exótica. ¿Donde nació tu vínculo con el fútbol de ahí?

-En el 2004 yo estaba jugando en Sportivo Iteño, mi primer club profesional de Paraguay, y conocí a Roberto Toto Gamarra, un entrenador que trabajaba conmigo. A él le salió la posibilidad de dirigir en El Salvador, me preguntó si me gustaría probarme en el fútbol de ese país y me fui con él. Inclusive casi me nacionalizó salvadoreño para jugar en la selección de allá pero a último momento decidí que no podía hacer eso. Siempre quise jugar para mi país.

-¿Y en El Salvador como te fue? ¿Te sentiste cómodo? 

-Si, me sentí muy a gusto. Hice muchos goles en Once Lobos y también en el FAS, donde llegamos a la final en 2006 y lastimosamente no pudimos salir campeones. También fui premiado por El Gráfico, el diario mas grande de El Salvador, con un botín de oro por haber hecho muchos goles.

-Y después llegó 2007, el mejor año de tu carrera seguramente. Explotaste en Sportivo Luqueño, llegaste a Tigre y te convocaron a la Selección de Paraguay…

-Gracias a dios en 2007 hice una excelente temporada con Luqueño. Salimos campeones y eso me abrió la posibilidad de llegar al Tigre, donde también me fue bien en ese año por todas las cosas que se dieron. Por Diego Cagna, el DT, y por todos los compañeros que me apoyaron en las buenas y en las malas.

-Gerardo Martino te llamó a la Selección de Paraguay y seguro fue un privilegio…

-Fue una oportunidad única e inclusive pude marcar un gol contra Ecuador. Hacer un gol con la camiseta de tu país es lo máximo a lo que aspira un futbolista. Ingresé a la lista por la lesión del Tacuara Cardozo en Benfica y el Tata optó por mi persona. Creo que no lo defraudé, ni a el ni al pueblo paraguayo. Fue algo increible. En 2007 salió todo redondo, como vos me dijiste.

Néstor Ayala, Tigre, Paraguay
Foto: D10.

-¿Como surgió la chance de salir de Paraguay para llegar a Tigre? ¿Diego Cagna te llamó?

-Se dio por un empresario que es de Argentina pero siempre trabajó en Paraguay. Me contactó, me contó de la posibilidad de ir para Argentina y yo respondí encantado que si. ¿Quien no quisiera jugar en el fútbol argentino? Es una liga muy competitiva. Y ese año tuve mi mejor campeonato con Tigre, en el 2007.

-Llegaste a préstamo por un año y después te terminaste quedando dos temporadas más…

-Claro, llegué a préstamo por un año con opción de compra y después de la primer temporada, el señor Sergio Massa junto con Ezequiel Melaraña, presidente de Tigre, compraron el 50% de mi pase.

-En el Apertura 2008 vos perdiste tu puesto y se dijo que te habían “colgado”, ¿Fue así? ¿Hubo algo extra futbolístico?

-Si, fue así pero nunca hubo nada fuera de lo normal. Perdí mi puesto por mis bajos rendimientos y porque había aparecido Martín Morel, un gran delantero, que me ganó el puesto. Siempre que Diego Cagna me necesito yo estuve ahí para dar lo mejor de mi. Después de eso hubo un club de Ecuador que me quizo (Deportivo Quito) y no lo pensé dos veces. Quería cambiar de aire y salí de Tigre después de tres años.

-¿Existió alguna pelea con los dirigentes de Tigre por tu salida?

-No, para nada. Gracias a dios con los dirigentes, los compañeros y los técnicos que pasaron por Tigre (Cagna, Caruso Lombardi y Rodolfo Arruabarrena) siempre tuve la mejor relación y me lleve de la mejor manera. No tengo ninguna queja con ellos y no creo que ellos la tengan hacia mí. La gente habla por hablar y no conoce las situaciones internas de los clubes. En ese momento a Tigre le convenía mi salida en lo económico. Le deje casi un millón de dólares al club.

-Buen dinero para ese entonces…

-Sí, fue una buena venta. Era un ingreso que el club necesitaba para traer otro tipo de jugadores y pagar algunas cuentas que debían. Estábamos acostumbrados a pelear de mitad de tabla para abajo hasta que peleamos aquel campeonato de 2008 con Boca y San Lorenzo y muchos jugadores se revalorizaron.

-Haciendo memoria, ¿Cual fue tu mejor partido en Tigre?

-El que le ganamos a River por 4 a 1 en Victoria. Aunque también recuerdo mucho un empate 2-2 con Colón en el Clausura 2010. Hice un doblete esa noche y jugué un enorme partido. Pero el de River fue especial. No se daba todos los días ganarle a River, hacerle dos goles y golearlo.

Néstor Ayala, Tigre
Foto: Diario Olé.

-¿Y tu mejor gol? O el que mas te marcó.

-El primero que le metí a River, que fue el tercero ese día. Encaré y saqué un zurdazo terrible al ángulo. Todavía tengo el recuerdo en mi mente. Explotó la cancha ese día.

-¿Volviste a pasar por Victoria desde que te fuiste? ¿O hablaste con alguien del club? Ya pasaron nueve años…

-Siempre estoy en contacto con el Chino Luna y Matías Giménez, que vino a Olimpia acá en Paraguay hace un tiempo. Hablo con los dos por Facebook casi todo el tiempo. El Chino a veces me dice “Paragua, a ver cuando venís para acá y volvés a jugar con nosotros” (risas). Se la categoría y el aprecio que el Chino tiene por el club. Y la gente se lo retribuye. Ojalá pueda ascenderlo a Primera División. Lo merece.

-¿Te gustaría volver a Tigre?

-Obvio que sí. Ojalá pueda volver y retirarme ahí. Tigre es un club que promete cosas y cumple. Al menos conmigo siempre cumplió. Sumándole una hinchada muy linda y gente que siempre aprecia y apreció a los jugadores.

-¿Es cierto que durante tu estadía en Tigre estuviste cerca de irte a Atlético Tucumán? ¿Que pasó que se frustró el pase?

-Fui a entrenar dos veces con Atlético Tucumán pero después no llegaron a un acuerdo los dirigentes y tuve que volver a Tigre. Nunca hubo un problema de indisciplina, como se dijo. Incluso llegué a jugar un Torneo de Verano con Atlético, es decir que era parte del plantel. Yo tengo la conciencia tranquila.

Néstor Ayala
Foto: La Gaceta.

-Después te tocó volver a Argentina, en 2014, para jugar en San Martín de San Juan pero no te fue muy bien…

-En San Martín no me fue como quería. Tuve muy pocas oportunidades con Daniel Garnero, el DT, y no hice goles. Para mí nunca le gustó mi forma de juego y por eso decidí volver a Ecuador para jugar en Técnico Universitario.

-¿Tuviste alguna vez problemas con el alcohol a lo largo de tu carrera?

-No, nunca tuve problemas con eso. No es cierto que me encontraban tomando durante mi estadía en Tigre. Lo desmiento yo. Siempre di lo mejor y la gente lo valoró mucho. Se vio en los partidos y dentro de la cancha.

-¿Te arrepentís de alguna decisión que hayas o no hayas tomado en tu carrera?

-Sí, me arrepiento de una cosa. Hice algo indebido en un club que me trajo complicaciones con mi familia y ahora estoy arrepentido.

-¿Se puede saber que fue?

-Prefiero no contarlo. No fue nada grave ni de salud. Tuve un problema personal con una persona y no me gusta recordarlo.

 

One thought on “Néstor Ayala: “Sueño con retirarme en Tigre””

  1. Cómo no voy a dejar un comentario en esta TREMENDA nota que no tiene desperdicio.
    Hasta le diste la oportunidad de desmentir preguntas “incómodas”.
    Gran nota!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *